Club Deportivo Toledo

En Toledo son las 18:48:11 del 4/12/2020

Contacta con el Club en el correo contacto@cdtoledo.es o en su página oficial www.cdtoledo.es


Próxima jornada


LA HISTORIA               + artículos -->

Luis Cardeña Gálvez
19/10/2020
TEMPORADA 1949/50: ELDENSE 0 – TOLEDO 1.
 
 

TEMPORADA 1949/50: ELDENSE 0 – TOLEDO 1


El Toledo hizo un gran partido frente al Eldense

Sanz marcó el gol de la victoria. Otro tanto de Luengo fue anulado

Crónica realizada por Antonio de Ancos, publicada en el diario “El Alcázar” el 9 de enero de 1950



El Toledo se ha desquitado bien pronto de su tropiezo del pasado domingo en Palomarejos frente al Valdepeñas. En su primera salida no sólo ha ganado el punto que había perdido, sino uno más, venciendo en su propio campo a un equipo como el Eldense, en cuyo terreno es algo más que una proeza.

Bien dice el dicho popular que “la mancha de la mora con otra verde se quita”, y como nuestros muchachos están dispuestos en la presente temporada a llegar al título de campeones con el historial más limpio y con los méritos más indiscutibles, pues no quisieron conservar por mucho tiempo ese feo lunar del empate con el Valdepeñas, ni tener descontenta a la afición para cuando llegara el partido con el Imperial, en el que han de ventilarse tantas cosas y al que es necesario llegar con la mejor moral, tanto por parte del equipo como de los aficionados.

Ellos ya han cumplido con su misión, ahora resta tan sólo que la afición sepa cumplir con la suya el próximo domingo, y que entre los dos desaparezca ese gesto de enfado de hace quince días.

Ya lo hemos dicho, la mancha está sobradamente limpia. Nuestro once ha justificado con creces su valía y ha demostrado que su anterior tropiezo fue debido, más que otra cosa, a exceso de confianza y a un poquillo después de una nochevieja en la que es muy difícil sustraerse al ambiente.

Ello ha servido para que esta nueva victoria traiga a los aficionados el gozo de una victoria que, por tener algo de inesperada, tiene mucho más mérito y encierra un mayor regocijo para todos.

El partido más completo

Para quienes no conocían al Toledo nada más que en esta su primera visita a Elda, sus apreciaciones parten de un sincero reconocimiento para la clase y el triunfo del equipo toledano, manifestando que ha visto jugar a un equipo en plan de conjunto, ligando todas sus líneas, cumpliendo impecablemente con el marcaje y dando una sensación de serenidad y de superioridad muy difícil de mejorar. El corresponsal de una de las agencias informativas reconocía en el equipo del Toledo al futuro campeón del grupo por todas estas cualidades sucintamente enumeradas, y después de haberle visto jugar durante noventa minutos sin dar la menor sensación de cansancio y a base de jugar todos para todos.

El partido ha sido de los más bonitos que se han jugado en el campo del Eldense, y el que el marcador registrase tan sólo un gol durante todo el encuentro no quiere decir que éste tuviera ningún momento de incertidumbre para el Toledo pues, a decir verdad, éste movió todas sus líneas y uno por uno a todos sus hombres con la más perfecta regularidad en todo instante. Y ni aún en los cinco minutos finales, tras la expulsión de su guardameta Ávila, sustituido por Yonete, llegó a descomponerse ni a inmutarse. Sus líneas defensivas siguieron respondiendo admirablemente, y ni un solo balón pudo llegar a las manos del provisional guardameta.

Esto es todo cuanto dio de sí el encuentro para quien veía por primera vez a nuestro equipo. Para quienes tiene la misión o la tarea de verle jugar todos ellos, o para quienes fueron precisamente los protagonistas del encuentro, el partido de ayer fue el mejor encuentro de la temporada.

Hablan los expedicionarios

Esta mañana, cuando nuestros muchachos llegaban a Zocodover, tras una noche de insomnio y de cansancio, con más de doce horas de tren en un departamento de tercera lleno hasta los topes, su gesto de hastío se cambia en una sonrisa franca, que es su mejor expresión de alegría y de satisfacción al recibir la felicitación que les damos.

Es imposible concretar puntos ni querer que sea uno solo el que hable. Todos quieren anticiparse a nuestras preguntas y todos coinciden en afirmar que el partido del domingo ha sido el mejor que ha jugado el Toledo en lo que va de temporada. Los delanteros hablan de los medios, los medios de los defensas, y éstos del portero, como si se tratara de una de esas sociedades de “bombos mutuos”, para convenir todos en que cada uno no fue nada más que un elemento más en la consecución de esta victoria, que ha servido para levantar nuevamente la moral del equipo y poder esperar el partido del domingo frente al Imperial con la mayor tranquilidad.

Ustedes ya saben que Florencio sería capaz de radiar en cinta magnetofónica no sólo este encuentro, sino el primero que jugó en su vida con todos los pormenores y detalles. De haberle dejado hablar no hubiéramos llegado a coger el cierre de nuestra edición, y hubo que atajar por el camino más corto, por el de la impresión general, recogida de labios del directivo Javier Peña, a quien su entusiasmo por el club le llevó a tierras de Elda la misma noche del sábado.

Es él quien afirma categóricamente estas maravillas que antes nos habían pregonado los demás, añadiendo que era la primera vez que había visto jugar al Toledo en plan de saber lo que se hacía, marcando todos y cada uno al jugador contrario y dando una sensación de seguridad y tranquilidad como no la había dado nunca. No hace distinciones, porque todos y cada uno cumplieron y se destacaron como el mejor. Las líneas defensivas cerraron el camino de la puerta de Ávila, no a base de amontonarse sobre ella, sino cubriendo y anulando todo movimiento posible del jugador contrario. La delantera ligó todo cuanto quiso, y de no haber sido porque el defensa central del Eldense era muy duro y se dedicó descaradamente a lesionar a Sauer, el quinteto atacante hubiera respondido mejor, sin que nuestros interiores se olvidaran de la misión de ayudar a los medios y defensas.

Dos goles

El marcador y el resultado señala únicamente un gol, el conseguido por Sanz, a los veintidós minutos de juego, tras una buena jugada de Luengo, que dribló a dos o tres contrarios, pasando a Florencio, quien remató sobre puerta, la pelota rechazó en un defensa y fue a parar a los pies de Sanz, que se hallaba en el extremo y quien, de un soberbio cañonazo, marcó el gol de la victoria. Pero hubo, además, otro que el árbitro no quiso conceder, marcado por Luengo de un soberbio disparo, que dio en el fondo de la arista del larguero y salió luego hacia fuera.

Afortunadamente, en la presente ocasión un solo gol fue suficiente para conseguir la victoria, porque, como ya hemos dicho antes, las líneas defensivas respondieron a las mil maravillas y se pudo sostener esta ventaja hasta el final del encuentro.

Los nervios de Ávila

Se jugó el primer tiempo y transcurrió la segunda parte con este gol solitario del Toledo. Ustedes pueden imaginarse cómo se jugaría todo este tiempo y cómo se defenderían nuestros muchachos. Con este gol se logró llegar hasta los cuarenta minutos de la segunda parte. En este instante se produjo un saque de esquina contra nuestra puerta y el defensa central del Eldense, que se había dedicado todo el partido a “cargarse” a Sauer, fue con la misma intención al remate contra el Ávila, y entonces éste, tras de hacerse con la pelota, le dio con el balón en la cara, falta por la que el señor Albadalejo decretó la expulsión de ambos jugadores.

Faltaban sólo cinco minutos. Yonete cubrió el puesto de Ávila y todo el equipo se defendió bravamente hasta el final.

Esto es todo cuanto nos han dicho del partido. Sobre el mismo resultado, nosotros queremos destacar esa grata impresión de conjunto, de entusiasmo y de coraje de todos nuestros muchachos, que servirá, sin duda, para levantar la moral de la afición y del mismo equipo ante el próximo partido frente al Imperial.

Los dicho, la mancha ya está quitada. Nuestros muchachos han demostrado que también son unos hombrecitos en cuanto de lo proponen.


Compartelo en Twitter


Últimos resultados