Club Deportivo Toledo

En Toledo son las 07:23:07 del 9/03/2021

Contacta con el Club en el correo contacto@cdtoledo.es o en su página oficial www.cdtoledo.es


Próxima jornada


LA HISTORIA               + artículos -->

Luis Cardeña Gálvez
8/02/2021
TEMPORADA 1949/50: TOLEDO 2 – TENERIFE 4.
 
 

TEMPORADA 1949/50: TOLEDO 2 – TENERIFE 4


Un final desastroso

Crónica realizada por Antonio de Ancos, publicada en el diario “El Alcázar” el 26 de junio de 1950



El Toledo no ha podido llegar al final de este torneo de una manera más bochornosa y ridícula. Por obra y gracia de la desgana, o mejor dicho, de la apatía, y la mala voluntad de unos cuantos elementos a los que sin dudad no les interesaba la clasificación del Toledo, el equipo local ha abocado en un momento y en una situación que pudiera resultar crítica con vistas a la próxima temporada.

Más que el resultado del encuentro nos interesa puntualizar todas estas cosas, atendiendo más al futuro que al pasado, haciendo caso omiso de unos intereses particulares y buscando una solución posible a lo que debe ser la estructura del club en la próxima temporada.

Cuando se llega a un final tan desastroso como el de ayer, lo mejor es meter la piqueta del derribo y levantar el edificio de nueva planta.

Con ello no queremos decir que haya que licenciar a todos los jugadores actuales, pero sí que es necesario dar una nueva estructura al club y que hay que desechar algunos elementos que, aparte estar ya agotados, se tildan de pregonarse como eternos descontentos.

Ni por un solo instante hemos querido rozar punto tan delicado durante todo lo que va de temporada, ni singularmente lo que va de liguilla, por no afectar la moral del club; pero en las presentes circunstancias es inútil silenciar lo que está a la vista y en el ánimo de todos después de haber sido testigos de una exhibición bochornosa que, como críticos profesionales, no podemos silenciar.

Y como no es momento de rectificar ni de pedir milagros, lo mejor es resignarse y esperar al día treinta del mes actual, para decir entonces la palabra definitiva por parte de quienes han echado sobre sí la ingrata misión de la dirección del club.

Tres puntos fundamentales

Y como hemos dicho que el resultado de ayer es lo de menos, tenemos singular interés en destacar los tres puntos que consideramos fundamentales para la próxima junta general y la nueva organización del club: residencia de jugadores, entrenador y cantera local. Un presupuesto tan amplio como el del presente año debe abarcar estos tres puntos, que consideramos como fundamentales para el sostenimiento del club.

Los jugadores deben residir en Toledo; puede haber excepción, pero no mayoría, y así en todo momento estarán controlados y sometidos a un entrenamiento y disciplina común. El entrenado debe ser tal, sin limitar sus funciones a la preparación física solamente, sino extendiéndose en lecciones de táctica que, dígase lo que se quiera, dan un resultado positivo mucho más eficaz que la genial improvisación, en la que quedan siempre al descubierto los defectos del conjunto y la irregularidad del equipo.

Y en cuanto a la necesidad de atender a la cantera ocal –y en ella están comprendidos todos los buenos elementos que hay en la provincia- no creemos haya necesidad de hacer hincapié, pero todo el mundo estará con nosotros en afirmar que siempre se suele sentir más el calor de unos ideales que verdaderamente merecen el calificativo de ‘nuestros’.

Y ahora… el partido

Aunque quisiéramos, no podemos pasar por alto la reseña del encuentro o, por lo menos, dar su resultado. Y vamos a empezar por donde acabamos en otras ocasiones. Vamos a salvar el coraje, la combatividad, el amor propio de Zori y a correr un tupido velo sobre los demás. Sólo nuestro defensa central mostró afán de victoria, ansia de desquite, y sólo él puso durante los noventa minutos de juego lo que ponen los jugadores que sienten la vergüenza y el cariño de unos colores que se quieren defender.

Pero como un jugador no puede contra un equipo, he aquí la razón por la que el Toledo perdió frente al Tenerife.

No sabemos por qué causa nuestros jugadores y todo el mundo daban el partido por ganado antes de que se jugara. Luego, al marcar a los diez minutos el primer gol ocal, el optimismo subió de punto y, como la tarde invitaba al descanso, el Toledo se echó la siesta.

Una siesta de la que fue preciso despertarle con el agua fría de una nueva derrota en su campo y a cargo del colista del grupo hasta aquel entonces… para nuestra mayor vergüenza.

Porque lo de menos es una derrota; lo demás es que se pierda porque sí, porque se den todas las facilidades al enemigo y porque éste no tenga más remedio que ganar.

Porque el Tenerife es el equipo más flojo que ha desfilado por Palomarejos; su única línea completa es la defensa, destacando el central y el guardameta; pero el resto del equipo no son nada más que medianías, con una cantidad de años encima que no sé cómo tuvieron fuelle para aguantar los noventa minutos de juego en medio del calor sofocante de la tarde de ayer.

Arencibia se limitaba a llevar la batuta desde el medio del campo; juega de delantero centro, un delantero totalmente inofensivo, que sólo luce en la calidad maravillosa de sus pases y en algún que otro disparo.

Marcó primero el Toledo, por mediación de Sanz a los diez minutos de juego, los únicos en que quiso hacer algo; empató el Tenerife por mediación de su interior izquierda, y poco después el extremo derecha, Juanito, ponía el marcador en 2-1. Sauer establece el empate poco antes del descanso.

Después de éste, y nada más de salida, el Tenerife hace una rápida internada por el ala derecha, y el interior la remata de cabeza hasta la red. El Toledo presiona constantemente, pero sin cohesión y sin lograr abrir las líneas defensivas del Tenerife; solamente una vez, cuando Florencio juega en su verdadero puesto, hay una internada muy peligrosa de éste, fallando Larrubia a la hora del disparo. Sauer, Yonete y Sanz fallan luego; después, y poco antes de terminar el encuentro, hay una falta dentro del área del Toledo, que el árbitro castiga con un tiro indirecto, y el Tenerife marca el cuarto gol por no tener ni idea los jugadores del Toledo sobre su colocación, dejando desmarcado al extremo derecha, que fusiló a placer el tanto.

Alineaciones y arbitraje

Los equipos presentaron las siguientes alineaciones:

Tenerife: Manolito; Chano, Chicho, Llano; Villar, Artiro; Juanito, Victoriano, Arencibia, Arbelo y Núñez.

CD Toledo: Ávila; Campos, Zori, Sanz; Gómez, Rubichi; Larrubia, Florêncio, Sauer, Sanz y Yonete.

El arbitraje Del señor Blanco Pérez, imparcial y sin nada sobresaliente. La tarde invitaba a correr poco, y se limitó a llevar el encuentro desde el centro del terreno.


Compartelo en Twitter


Últimos resultados