Club Deportivo Toledo

En Toledo son las 02:46:52 del 18/09/2019

Contacta con el Club en el correo contacto@cdtoledo.es o en su página oficial www.cdtoledo.es


Próxima jornada


LA HISTORIA               + artículos -->

Luis Cardeña Gálvez
2/09/2019
TEMPORADA 1971/72: SOCUÉLLAMOS 2 – TOLEDO 0.
 
 

TEMPORADA 1971/72: SOCUÉLLAMOS 2 – TOLEDO 0


El Socuéllamos gana su primer partido ante el Toledo

Crónica realizada por Sáez, publicada en el diario “Lanza” el 28 de septiembre de 1971


Alineaciones

Socuéllamos:
Mariano; Eugenio, Carrillo, Cartagena; Alcolea, Carmelo; Pablo, Polo (Carlos), Chamorro, Damián (Jandri) y Nieto.

CD Toledo: Godoy; Castañeda, Herraéz, Coedo; Atienza, Verde; Puñal (Abadía), Chiqui, Marsal, Rafa (Román) y Viana.

Árbitro

Señor Romero. Para no ser un partido complicado, el arbitraje tuvo altibajos. Los señores Torres Ayala y Caballerías, que le ayudaron en las bandas, igual.

Goles

1-0: Se inaugura el marcador en el minuto seis de juego, por mediación de Pablo, al recibir un pase medido e inteligente de Carmelo.

2-0: Damián establecía el resultado definitivo tres minutos después, al rematar un rechace de Godoy, guardameta toledano.

Comentario

El Toledo ha venido a Socuéllamos no como víctima, buscando sorprender al Socuéllamos, considerándolo enemigo más flojo de lo que ha sido, atendiendo que los socuellaminos han empezado muy tarde a formarse. Con esa táctica e idea preconcebida, el Toledo empezó a jugar a un ritmo endiablado, tratando de hacer jugar al Socuéllamos a su compás, y resultó que fue todo lo contrario, porque los socuellaminos aceptaron muy bien la rapidez de los toledanos y les sorprendieron y superaron en su propia táctica, haciéndoles caer en la trampa que los mismos de Toledo habían preparado, porque el Socuéllamos fue quien hizo jugar a su aire al Toledo, que anduvo desconcertado ante esa inesperada reacción socuellamina, que tuvo una buena primera parte, con unos quince minutos iniciales espléndidos, lo que hacía suponer que la goleada sería sonada, toda vez que en menos de cinco minutos, el Socuéllamos había resuelto su partido. Para los socuellaminos, con la confianza que dan dos goles de ventaja, cedieron poco a poco en su empuje, y su ritmo de juego bajó hasta el extremo de permitir esporádicos, y en ocasiones peligroso, contraataques de sus rivales, que bien pudo costar algún gol, de no haber sido por varias felices intervenciones de Mariano, aunque también es cierto que los cañoneros visitantes no supieron inquietar mucho, por su inocencia e inoperancia a la hora de tirar a gol.

El Toledo es un equipo valiente, joven, muy joven, bastante verde, tanto como su propia camisola, pero dándolo todo en el campo y no entregándose jamás, cualidad que hay que anotar a su favor.

El Socuéllamos de esta tarde fue superior en todo, en ningún momento peligró su victoria, por su mayor veteranía. Falta en sus líneas la conjunción debida, lógica aún, si consideramos los escasos partidos jugados y las ausencias de Martín Santos, sancionado, y Mesa, que marchó a Barcelona, sin decir nada, al parecer sólo por unas semanas. Ello ha permitido la entrada en el equipo, y su debut en Primera Regional, de Eugenio, un defensa muy joven, cuyas cualidades son muchas, y que fue el auténtico secante del mejor hombre del Toledo, Viana. Empezó nerviosísimo, por la responsabilidad de puesto y el debut, para afianzarse en la segunda parte y mejorar con mucho su actuación, aun cuando puede rendir mucho más de lo que hizo hoy. Otro tanto sucede al también local Carlos, que salió en la segunda parte sustituyendo a Polo. Sobre este chico, menos curtido que Eugenio en estas lides de partidos oficiales, toda vez que el anterior ha jugado en Segunda Regional, recayó la gran responsabilidad de ocupar el puesto de Polo, aunque luego lo hiciera de extremo. El defensa que le tocó en suerte, Atienza, un jugador que se las sabe todas, trató de que el chico no se luciera, pero Carlos, en varias jugadas, demostró que una vez que los nervios queden en la caseta y juegue algunos partidos más, puede dar el juego que todos esperamos y deseamos.

Se marcaron dos goles, pero debieron subir al marcador otros dos, por lo menos. Uno clarísimo, en el minuto 22, en una colada por su banda de Damián, que centró bien sobre Chamorro, y éste, aun metro del marco, tiró fuera. En resumen, primera victoria en la presente Liga ante un equipo joven, peleón, pero flojo, y el Socuéllamos se dejó influir por él, pero los socuellaminos van a más.


Compartelo en Twitter


Últimos resultados