Club Deportivo Toledo

En Toledo son las 00:49:57 del 18/11/2018

Contacta con el Club en el correo contacto@cdtoledo.es o en su página oficial www.cdtoledo.es


Próxima jornada


LA HISTORIA               + artículos -->

Luis Cardeña Gálvez
19/04/2018
TEMPORADA 1987/88: TOLEDO 2 – SONSECA 0.
 
 

TEMPORADA 1987/88: TOLEDO 2 – SONSECA 0


El Toledo arrolló al Sonseca cuando éste se quedó sin recursos físicos

Tante salvó de la goleada a su equipo

Crónica realizada por J. Eloy García Orozco, publicada en el diario “Ya” el 15 de diciembre de 1987


Buena entrada en el Municipal, con césped blando pero en buen estado. Pocos seguidores visitantes en las gradas. 437000 pesetas recaudadas, luz artificial desde el minuto setenta y seis y tarde fresca.

Alineaciones

CD Toledo:
Fernando, Carrobles, Garoz, Pimi (Miguel, m.76), Bermúdez, Rafa, Peña, José Luis, Alejandro, Mayo y David (Rojo, m.81)

Sonseca: Tante, Jorge, De Blas, Fernando Martín, Agapo, Garoz, Mele, Valentín, Isidro, Rojas, Bauti (Tachún, m.67)

Árbitro

Torija Arroyo, ayudado por Sierra Rubio y Montes Esteban. Regular nada más en un partido bastante deportivo. Muy bien de autoridad y preparación física y técnica, pero condescendiente con gran número de faltas sonsecanas, haciéndose el “sueco” en una entrada de Agapo a Rafa, en el minuto 59, merecedora de penalti, y en las muchas caídas de jugadores locales, en ocasiones punibles, pero no castigadas. Tarjetas para Alejandro y Agapo, éste cortó todo lo que le llegó con profusión.

Goles

1-0: minuto 52, saque largo de Fernando, Bermúdez no toca el cuero, pero Pimi se adelanta a De Blas, y con suavidad eleva lo justo para salvar a Tante.

2-0: minuto 79, falta que se lanza desde la derecha, un defensor sonsecano despeja mal, y Miguel empalma un tremendo disparo que entra como una exhalación.

Comentario

Tras una primera mitad de perfecto control de juego por parte sonsecana, el Toledo se adjudicó sus dos primeros puntos oficiales en el Municipal, de forma justa y merecida, con unos veinticinco minutos finales de ensueño, ante un entregado Sonseca, que si no encajó tres o cuatro goles más fue por la gran calidad que demostró atesorar Tante, pletórico de reflejos y agilidad.

A lo largo de los primeros cuarenta y cinco minutos se pudo apreciar que el Toledo ponía empeño y ganas, pero no podía con un Sonseca en plenitud de fuerzas, seguro en los marcajes de los tremendamente trabajadores Garoz –Jorge le hizo un gran y deportivo marcaje- Bermúdez –Agapo le hizo casi tantas faltas como balones tocó- y Pimi –De Blas no le dejó ni a sol ni a sombra-, bien plantado en el centro del campo –Valentín trabajó lo indecible, pero no tuvo respuesta en Garoz y Rojas- y habilidoso en ataque –Bauti y Mele, con voluntad y rapidez, e Isidro, peleón.

Los de Manuel García Calderón no asentaban su juego ofensivo, y eso provocó que Tante no tuviera necesidad de acreditar sus excelencias, salvo en un tiro flojo de Rafa, en el minuto 40, quién tiró con su pierna mala, o viera cómo se iba fuera por poco un balón lanzado por David, en el minuto 22. La mejor ocasión sonsecana corrió a cargo de Isidro, cuando en el minuto cuarenta se quedó solo ante Fernando, pero éste le robó el balón y las ilusiones de poner por delante al equipo mazapanero. No había calidad, pero sí entrega, garra y el temor de que el conjunto de Paulino Lorenzo Martín hiciera otro “socavón” en el Municipal, porque estaba mucho mejor plantado que el Toledo.

Gol psicológico

La clave del partido para el técnico sonsecano estuvo en el rápido gol logrado por Pimi cuando sólo habían transcurrido cinco minutos de la continuación, en una indecisión del perfecto Fernando Martín. Y vaya si influyó el tanto de Pimi, porque el Toledo serenó sus ánimos y también las fuerzas físicas comenzaron a decaer en los visitantes, y se comenzó a comprobar que el Toledo ya no tendría problemas para resolver.

Rojas y su compañero Garoz abandonaron todavía más a Valentín –gran y completo partido el suyo- los delanteros comenzaron a ver los balones de lejos y la zaga se multiplicaba para tapar tantas internadas, haciendo falta tras falta, con la aquiescencia de Torija Arroyo, que no quiso señalar penalti en una clara entrada del limitado Agapo a Rafa, en el minuto 59, que seguramente habría supuesto una más pronta descomposición de los de Lorenzo Martín.

Antes del segundo tanto, ya Rafa volvió a mostrar sus ganas por marcar, pero su tiro flojo lo mandó a corner Tante, comenzando una serie de intervenciones prodigiosas. Así, en el minuto 83, en plena borrachera de juego verde –el público volvía a ver al Toledo de principios de temporada- un perfecto pase de Carrobles al hueco dejó a Garoz en disposición de marcar, pero Tante intuyó y evitó el gol que ya se cantaba en las gradas, o vio cómo un minuto después Bermúdez realizaba un tremendo jugadón, pero en lugar de centra atrás, engañó al cancerbero, pero su tiro lo repelió el palo. O dos minutos más tarde, en tremendo rechace a tiro colocado de Alejandro y posterior tiro de Garoz, que salvaría bajo los palos Rojas, y otros dos minutos después en tiro de Rafa y “palomita” del cancerbero ex toledano.

Como reconocía Paulino Lorenzo Martín “han sobrado los últimos veinte minutos para nosotros”, lamentando que su equipo no resistiera tras encajar el psicológico primer tanto de Pimi. Manuel García Calderón temió por el resultado en el primer periodo, “porque no se trabajó bien en el centro del campo, al no robar balones no contraatacábamos”, para señalar que luego ya todo fue más fácil, “y si de algo estoy contento es porque se ha ido de peor a mejor y el público ha salido contento”.


Compartelo en Twitter


Últimos resultados