Club Deportivo Toledo

En Toledo son las 23:04:40 del 24/11/2017

Contacta con el Club en el correo contacto@cdtoledo.es o en su página oficial www.cdtoledo.es


Próxima jornada


LA HISTORIA               + artículos -->

Luis Cardeña Gálvez
23/10/2017
TEMPORADA 1980/81: CARABANCHEL 4 - TOLEDO 1.
 
 

TEMPORADA 1980/81: CARABANCHEL 4 - TOLEDO 1


Un Carabanchel decepcionante se impuso a un Toledo en ocaso (4-1)

De los cinco goles de ‘La Mina’, tres de penalti

Defensa floja, centro de campo apagado, delantera roma, sólo se salvaron Samperio, César y Medina

Crónica realizada por Ángel Friginal, publicada en el diario “La Voz del Tajo” el 19 de noviembre de 1980



En el campo de ‘La Mina’ de Carabanchel, nueva derrota del Toledo, frente a los propietarios, por el tanteo de cuatro goles a uno, tras haberse llegado al descanso con un solitario gol favorable, también, a los de casa, logrado cuando ya expiraba el tiempo. Buen entrada en la mejor mañana de este encuentro liguero correspondiente a la undécima jornada.

Arbitraje

Del colegiado castellano señor Según Gracia. A tono con el desangelado y mal encuentro. Tres fueron las máximas sanciones que decretó dentro de las áreas, en donde la única que pudo existir, aunque sin mucha fuerza de credulidad, fue el primer penalti contra el marco de Samperio, cuando Polo derribó a un delantero blanco. En el otro, unas involuntarias manos del mismo jugador, que le valió también la cartulina amarilla por protestarle, y a renglón seguido, el que decretó en el área madrileña, cuando se sacaba una falta sobre el portal de Sánchez, y Medina era empujado sin mucha intervención para la jugada por Imedio. También enseñó otra cartulina amarilla, pero la misma, al masajista del Carabanchel, cuando invadió el terreno de juego para asistir a un jugador, sin permiso del colegiado.

Alineaciones

CD Toledo:
Samperio, Ocaña, Alfredo, Polo, César, Enrique (Manolo, m.70), Dierking, Gabriel, Díaz (Casado, m.70), Medina y Verdugo.

CD Carabanchel: Sánchez, Aurelio, Imedio, José María, Vega, Mesón, Castro (Emilio, m.59), Sanchidrián, Ferrero (Gascueña, m.70), José y Lucho.

Goles e incidencias

1-0: minuto 45, falta que se saca sobre el área verde, dejando que remate placenteramente Castro, y Samperio, algo tardío en su reacción, no puede impedir que el balón se cuele dentro de la red.

2-0: 25 minutos de la segunda parte, Polo derriba a un delantero del Carabanchel dentro del área. Penalti que ejecuta Emilio, en balón que dio la sensación estuvo a punto de detener Samperio.

3-0: 36 minutos, mano involuntaria de Polo, en balón que intentaba colarle un contrario por alto. Penalti que lanza fuertemente Emilio.

4-0: 38 minutos, ya en pleno desconcierto de los verdes, jugada de ataque con balón que no acierta a despejar la defensa, y Lucho, en el lado derecho, eleva el balón ante la salida de Samperio.

4-1: 40 minutos, falta a Dierking, que se saca sobre puerta, con Medina que es empujado. Penalti, que se encarga de transformar César de fuerte chutazo.

Ocho saques de esquina botó el Carabanchel, por ninguno del Toledo. Fuerte pita en la salida del Carabanchel, dedicada por sus incondicionales, y en donde pesaba en exceso la abultada derrota de su equipo el pasado domingo en Ciudad Real, en donde el Manchego le batió por 6-0. Durante gran parte del primer periodo, el público exteriorizó sus protestas en contra de sus propios jugadores, pero sin que el Toledo se supiera aprovechar del momento psicológico de la situación.

Un encuentro sin ocasión alguna de marcar

Mal, muy mal hemos visto al Toledo en su encuentro ante otro equipo que tampoco es ni sombra de lo que fue en pasadas ediciones, por no remontarnos a algunas más lejanas. Pero lo mismo ya no mueve molino, y el concierto, frío, desangelado y carente de toda gracia deportiva, es de los que se impone tras las consabidas enseñanzas de olvidar cuanto antes.

El Carabanchel, nervioso y sin esquema alguno de juego, intenta hacerse con las riendas del encuentro, pero les falta serenidad o calidad, y las protestas de sus impacientes seguidores no hacen más que poner las cosas más difíciles para sus propios jugadores.

De esta forma, y al no saber el Toledo sacar partido de lo mismo, discurre en un forcejeo desesperante, pero que al menos le favorecía, y tras algunas recogidas de balones por parte de Samperio, sólo contabilizamos un disparo del Toledo sobre el guardameta juvenil Sánchez, sustituto de Ameiro. Este disparo lo realiza Enrique y el joven portero se luce en buena palomita.

Hasta el minuto 34 no llega el primer saque de esquina ante el portal de Samperio, lo que dará mejor idea de lo infructuoso de unos y otros, y cuando ya parecía que el cero a cero acompañaría a los equipos a los vestuarios, el primer gol que llega, sin dar tiempo a sacar del medio campo.

Poco había hecho el Carabanchel para esta inesperada ventaja, pero sinceramente, el Toledo tampoco merecía otra cosa mejor, pues su defensa no estaba hilando muy fino que digamos, y salvo algunas cosas de Polo y después de César, que se fue rehaciendo, los hombres del centro del campo no daban un balón en las debidas condiciones a sus delanteros y éstos, faltos de entidad, no podían rebasar ni una sola vez a los ya veteranos José María, Mesón y restantes compañeros de retaguardia.

Pero quedaban otros cuarenta y cinco minutos por delante, aunque el 1-0, tal y como estaba el Toledo, con su escasa capacidad rematadora, y si a eso añadimos que los alimentadores no estaban en sus papeles, lo mismo era ya una barrera casi insalvable, aunque siempre se puede pensar en alguna acción de fortuna que hiciera nivelar la contienda.

Los locales se lanzan, ya digo, más resueltos sobre los dominios de Samperio, pues el público, ya calmado con la ventaja, hasta anima a sus jugadores, pero el portero del Toledo se muestra con su seguridad y valentía y se luce en buenas intervenciones. Castro deja su lugar a su compañero Emilio, y poco después, extraordinario desvío a la esquina por parte de Samperio, cuando ya se cantaba el gol.

Tres goles de penalti

El Toledo no avanza y menos progresa e sus acciones, por lo que el juego no pasa del medio campo, y así el área toledana pasa por los mayores peligros o barullos, en donde en uno de ellos, termina con la máxima sanción que señala el señor Según Gracia. Lanza el penalti Emilio y el 2-0 sube al marcador, produciéndose el doble cambio del lesionado Díaz y del cansado Enrique, por Casado y Manolo. También los madrileños aprovechan y cambian a Ferrero por Gascueña.

Si difícil se había puesto ya con el 1-0, ahora, con la doble ventaja, ya daba escasísimas opciones al Toledo que, por el contrario, en esa desmoralización que le viene caracterizando, y dentro de su mediocridad, abandona los marcajes y de nuevo el balón dentro de las mallas de Samperio, aunque de nuevo de penalti, sacado muy caprichosamente por el colegiado, ante las protestas de Polo, que se defendía de la involuntaria mano, pero que no hizo nada más que ganarse la cartulina.

Y todavía sin digerir el 3-0, llega el cuarto de los madrileños, cuando ya faltaban siete minutos para el final, y aunque el Toledo lograba el del honor, en compensación del árbitro, más que por sus merecimientos ofensivos, el trallazo de César ya de poco servía, a no ser el de contabilizar un gol más en la tabla clasificatoria.

Esa, que por lo visto también en la mañana del último domingo, va apretando al conjunto verde en los últimos lugares, en donde va a ser pero que muy difícil salir de los mismos.

Y qué más vamos a decir en las circunstancias actuales, a no ser que, aunque poco, si se quiere intentar algo más positivo, tiempo queda, pues después, y recordando una popular cinta cinematográfica, ‘Mañana será tarde’.


Compartelo en Twitter


Últimos resultados