Club Deportivo Toledo

En Toledo son las 15:01:48 del 27/04/2017

Contacta con el Club en el correo contacto@cdtoledo.es o en su página oficial www.cdtoledo.es


Próxima jornada


LA HISTORIA               + artículos -->

Luis Cardeña Gálvez
8/12/2016
TEMPORADA 1990/91: MELILLA 3 - TOLEDO 0.
 
 

TEMPORADA 1990/91: MELILLA 3 - TOLEDO 0


Severo y engañoso correctivo al Toledo

El ariete Diego desperdició tres ocasiones de oro en la primera mitad, que pudieron cambiar el signo del partido

Crónica realizada por Ángel Alberola, publicada en el diario “Ya” el 11 de marzo de 1991



Estadio Municipal Álvarez Claro. Regular entrada. Tarde soleada, primaveral, terreno en mal estado, con bastantes calvas. Asistió al encuentro el alcalde de Melilla, Gonzalo Hernández, natural de Toledo.

Alineaciones

Melilla:
Tino, Revuelta, Rodolfo, Sancho, Enguix (Fidel, m.75), Quique, Baroja, Totó, Marcos (Bernardo, m.63) y Oña.

CD Toledo: Yuste II, Ávila, Maíto, José Luis, Juan Carlos, Lozano (Ballester, m.46), Corchado, Garoz, Dani, Luisito, Diego (Arroyo, m.78) y Paco.

Árbitro

Torres Caravaca, del colegio andaluz. Buena actuación. Tarjetas para Revuelta, Baroja, Marcos, Oña, José Luis y Dani.

Goles

1-0, minuto 9: despiste defensivo toledano que aprovecha Marcos.

2-0, minuto 21: Corchado desplaza a Oña dentro del área, el penalti lo materializa Totó.

3-0, minuto 75: contragolpe del Melilla, con cesión de Rodolfo a Oña, y éste fusila a Yuste II.

Comentario

Contundente derrota del Toledo, que sigue sin levantar cabeza. El equipo capitalino está en la UVI y necesita medicamentos con urgencia que le salven la vida. Si esto no sucede cuanto antes, el equipo se verá abocado a la muerte que supone el pozo de la Tercera División. Ayer, en el estadio Álvarez Claro, el Toledo no supo culminar sus acciones de ataque, mientras los melillenses encarrilaron pronto el encuentro y supieron aprovechar sus oportunidades.

El Melilla, que afrontó el partido con bajas sensibles, encauzó de salida el marcador con gol de Marcos en el minuto nueve. Con anterioridad a esta jugada hubo una acción dudosa en el área local, con caída de Luisito. Los locales no encontraron sitio y todo su fútbol lo basaron en lanzamientos largos a favor del aire y tratar de sorprender a la defensa toledana. A los de Miguel Ángel Iglesias les faltó cohesión entre líneas. No obstante, en una acción aislada, en el minuto trece, Diego se quedó solo ante el meta Tino, pero se hizo un auténtico lío, estuvo lento y perdió el balón cuando todo lo tenía a su favor.

Con un juego poco vistoso por parte de unos y otros transcurrieron lo minutos hasta que en el veintiuno el rápido Oña ganó la posición a la línea de cobertura toledana y Corchado le desplazó. El árbitro señaló la pena máxima y el ex zaragocista Totó no perdonó. El Melilla se encontró con dos goles y el Toledo fue a remolque a partir de ahí. Los toledanos, antes de acabar la primera mitad, dispusieron dos ocasiones de gol. En el minuto 36, Diego, solo ante la puerta, remató ingenuamente, y en el minuto 40, una jugada muy trenzada entre Paco y Dani, con cesión final al ariete, falló clamorosamente cuando todo el público pensaba que no fallaría una ocasión tan clara.

Al final del primer tiempo, el Melilla se fue a los vestuarios con un claro marcador favorable de 2-0. Los locales se habían limitado a aprovechar sus ocasiones, mientras los toledanos desperdiciaron tres claras por medio de Diego, un jugador que en el conjunto toledano no está dando una a derechas esta temporada, cara al marco rival. Su estadística es desoladora, tan sólo un gol en el presente campeonato, cuando se le fichó precedido de una gran fama, procedente del Real Ávila, donde se acercó a la veintena de goles.

En la reanudación, Iglesias dio entrada a Ballester por Lozano, y el Toledo dominó la situación en la franja ancha. El Melilla perdió sitio y el cuadro toledano se hizo el amo y señor del medio campo, disponiendo de dos buenas ocasiones para reducir su desventaja. En el minuto 57, Luisito, a centro de Garoz, remató cruzado, pero el balón salió rozando un palo, y en el minuto 66, Diego, en la única ocasión en que remató bien, pero un tanto forzado, no pudo con Tino, que logró despejar con apuros. El Toledo, con mayor cohesión en sus líneas, dominó territorialmente a un rival desangelado, o simplemente cómodo, con un marcador tan claro a su favor.

Cuando mayor era la presión de los toledanos, el Melilla consiguió a la media hora el 3-0 y el partido se acabó para los de Iglesias. Fue un jarro de agua fría para un Toledo que acusó de forma definitiva. El Melilla en los minutos finales, al contragolpe, pudo ampliar incluso su cuenta goleadora, en remates de Oña, en el minuto 83, y Bernardo, en el minuto 87, jugador éste que entró en sustitución de Marcos, en un intento del técnico local de recomponer un medio campo que en la segunda mitad perteneció al cuadro toledano en su totalidad, aunque de muy poco le sirvió.

El resumen final que se puede hacer del choque es que el Toledo ha sumado una nueva derrota si bien en esta oportunidad, al contrario que en los últimos partidos, creó suficientes ocasiones de gol para haber obtenido un tanteo si no positivo, no tan amplio, pero de nuevo se volvió a poner de manifiesto que no hay tino. No se supo machacar, y al final el cuadro verde regresó de vacío y con un serio correctivo ante un Melilla que n mereció tanto, porque el Toledo mereció mucho más que perder por 3-0. Si Diego hubiera tenido el santo de cara… quizás el resultado hubiera sido muy distinto.


Compartelo en Twitter


Últimos resultados